julio 3, 2022

MovilidadyNoticias

Somos una página web dirigida a todas las personas interesadas en obtener información relevante sobre temas de actualidad y de los diferentes medios de transporte público.

Las motocicletas y el tráfico en Ciudad de Guatemala

  • De acuerdo con datos de la Superintendencia de Administración Tributaría (SAT) en Guatemala  hay un 1,737,063 de motocicletas que equivale a un 42.2% del parque vehicular.
  • Según reportes de la SAT de los últimos 12 años, el auge de las motocicletas se empezó a notar del 2008 al 2009.

Todos los días escuchamos quejas sobre las motocicletas en el tráfico de Guatemala, y las hay de todo tipo.

Motocicletas desplazándose entre carriles (el famoso carril para motos), que generan problemas con los automóviles ya que esto hace mas difícil moverse entre carriles, además que pasan golpeando retrovisores o raspando las áreas laterales de los automóviles.

Por otro lado tenemos las quejas de los asaltos, y es que la mayoría de asaltantes en las horas pico se conducen por medio de motocicletas. 

Pero para ser honesto, imagínense el incremento en el transito si todas esas personas que se movilizan en motocicleta ocuparan el lugar de un automóvil, esto generaría un caos espectacular en la ciudad de Guatemala.

Además hay que tener en cuenta que las motocicletas tienen un impacto ambiental menos al de un automóvil.

Así que lo mejor seria aprender a convivir entre automóviles y motocicletas. 

TRANSPORTE PUBLICO

Lo ideal seria tener un transporte publico óptimo, seguro, limpio y eficaz que llegara a todas las zonas de la ciudad.

Pero esto no lo podemos esperar de la noche a la mañana, y aunque ya la Municipalidad de Guatemala adjudico la implementación del teleférico urbano (AeroMetro) aún debe seguir su proceso para llegar a la concesión.

PASOS A SEGUIR

Actualmente el proyecto ya fue adjudicado al consorcio formado por Cablevia de Guatemala S.A , Desarrollos Torino S.A., Residenciales Victoria S.A. Doppelmayr Guatemala S.A.

Lo que sigue es que el alcalde Ricardo Quiñónez  luego de firmarse el contrato envíe al Ejecutivo y este a su vez lo traslada al Congreso de la República para la aprobación de la concesión. El Congreso aprueba y emite decreto que es publicado en el Diario oficial.

Los trabajos de construcción comenzarían diez días después de que el Organismo Legislativo lo notifique. A partir de ese plazo la empresa quedaría a cargo de la concesión por los próximos 25 años.